Noticias

Pacientes y familias disfrutaron de fiesta navideña en Hospital de Copiapó

IMG_3070
  • Actividad celebró a pacientes del policlínico de nefrología infantil del recinto hospitalario.

Una especial actividad navideña vivieron las pequeñas y pequeños que integran el Policlínico de Nefrología Infantil del recinto asistencial. A través de una serie de actividades  y presentaciones artísticas, los pacientes junto a sus padres difrutaron de esta tradicional fiesta que refleja la culminación de un año de atenciones y recuperaciones.

Esta hermosa actividad se realiza hace más de dos décadas gracias al cariño y dedicación de la doctora Ana Irena Molina, profesional del Servicio de Neonatología y Encargada del Policlínico de Nefrología. “Esta actividad la realizó hace más de 20 años y es para las niñas y niños que se controlan en nuestro policlínico. Pequeños con distintas patologías y problemas y a quienes me interesa llevarles un minuto de alegría, que lo pasen bien , que olviden un rato tanto dolor que han pasado muchos de ellos y así darles un momento de felicidad”, explicó la doctora Molina.

Bailes, malabarista, mago, batucada y la llegada del viejito pascueron llenaron de alegría a los pequeños pacientes y sus padres. Precisamente una de las familias que disfrutó de esta fiesta fue la compuesta por Ernesto, Ericka y su hijo Brandon. “Primera vez que asistimos a esta actividad de la doctora Molina, quien nos ha ayudado mucho con la enfermedad de Brandon. Estamos muy agradecidos por la invitación que nos hizo y ver sonrerir a nuestro hijo es magnífico”, explicó el joven padre. Otras de la familias que disfrutó esta celebración navideña fue la integrada por Gloria Vallejos, quien detalló que “ lo encontré maravilloso, algo muy humano y es bonito que la doctora se haya precupado de invitar a niños de Caldera, Chañaral  y Copiapó. Me gustó la atención y armonía de todas las personas que ayudaron a la doctora a realizar esta fiesta”. Felicidad que también vivió la pequeña María Eugenia, quien comentó que “ el viejito pascuero me regaló una minnie y me gustó mucho el mago”.

Por su parte el director (s) del Hospital de Copiapó, Jaime Feijoó , felicitó y resaltó esta hermosa tradición de la doctora Ana Irene Molina ya que es una instancia que complementa muy bien la atención clínica con el aspecto afectivo. “Hemos podido constatar que dentro del proceso de atención y recuperación de cada uno de nuestros pacientes es muy importante estas instancias donde el paciente puede estar feliz, sobre todo, en los niños. Por lo tanto, sólo me resta agradecer y felicitar la iniciativa de nuestra doctora Ana Irene Molina quien ha organizado toda esta actividad.”

Así, con alegría y compañerismo, los pequeños pacientes del Policlínco de Nefrología culminan un año de atención cargados de felicidad y emoción junto al viejito pascuero y sus familias.

Publicidad

Publicidad